lunes, 21 de julio de 2014

UNA MARIPOSA EN LA COCINA

Hace ya unos años empecé con esto de la costura y el patchwork. Después de hacer mis primero trabajitos de principiante, ví esta mariposa que es un agarradero de cocina, y me encantó, así que decidí hacerme con el patrón.
 Después, una cosa por otra, y sobre todo el miedo a no saber hacerla bien, dieron lugar a que el proyecto se quedara en el fondo del cajón, convirtiéndose en mi primer UFO de patchwork.

 Hace unos días estuve repasando todos los trabajos pendientes que tenía, ya ni me acordaba de este... Como ahora tengo más experiencia, lo he visto con otros ojos, mucho más asequible, y me he animado a hacerlo.
 Parece mucho más laborioso de lo que es en realidad. Al final me ha encantado realizarlo. Y me he quitado la espinita!

domingo, 6 de julio de 2014

Neceser con mariposa

Hace unos días tuve que hacer un regalo. Tenía la tela que imprimi para hacer el Tutorial para transferir imágenes en tela por el método de la impresión directa. Es una imagen que encontré en Pinterest y que me encanta:

Los colores son muy suaves, luminosos, blanco combinado con azules claros y lino:

La parte de atrás está hecha con una tela japonesa que me chifla, y un lino con estrellas blancas impresas. En el corte coloqué una puntilla para darle un toque romántico pero sin pasarme, porque el motivo impreso tampoco requiere mucha floritura:
En el tirador de la cremallera le hice una lazada con una cinta que tenía los mismos colores y le iba perfectamente:
Yo creo que a la destinataria le ha gustado, espero que lo disfrute.
Besos!

jueves, 3 de julio de 2014

Funda para gafas con boquilla

Hace tiempo que compré una boquilla porque me encantó el color turquesa de las bolas que lleva en la abertura, y combinaba muy bien con las telas Tilda que tenía. Como un monedero no me hacía falta, decidí hacer una funda para las gafas dulzona, con colores suaves y de estilo romántico.


Le añadí una puntilla ancha, no era de mis preferidas,  pero de las que tenía era la que mejor le iba.
La flor es del mismo color de la boquilla, le bordé a juego unas hojitas para darle vida:
También le añadí una cinta con un verde subido que era casi como el de las bolas de la boquilla, combinando colores suaves con estos más luminosos resulta un efecto muy alegre y vistoso para mi gusto.

 Y el botón de madera alargado, que lo tenía años esperando un proyecto en el que encajar...

Por supuesto, la etiqueta con el nombre no podía faltar...
 
Espero que os haya gustado, un beso.